Medicina occidental: La industria del terror

Mi visión sobre la medicina occidental, es critica. Critica desde que todo comienza a ser un negocio. Desde el principio de los tiempos hemos sobrevivido; sin pastillas, vacunas, cesáreas, stress, depresiones, crisis de pánico, todo tipo de canceres, obesidad en niños, pandemias, etc., etc. Es sorprendente escuchar a nuestras madres y abuelas comentar sobre el antiguo estilo de vida que ellas tuvieron. En donde ellas parían en la casa, en un ambiente grato con ayuda de parteras o comadronas, en donde la cesárea, las amarras, golpes, gritos de enfermeras, inyecciones, maltratos y humillaciones del personla de salud eran desconocidas . En donde las mujeres tenían leche para amamantar a sus hijos, y estos se mantenían bastante sanos, sin necesidad de ir al médico cada mes y recibir una vacuna de mercurio que les puede provocar serios problemas mentales hasta llegar al autismo… existía una gran diferencia en cuanto al estilo de vida y las conductas de alimentación en las personas. Pues no existían tantos productos refinados en el mercado, habían menos tiendas de comida rápida (chatarra) y los niños comían menos golosinas y más frutas, salían a correr con sus amigos, en vez de estar todo el día en frente de la televisión o computadora…

Pero bueno, esto no comienza hace un par de décadas atrás.Ya desde la conquista de América todo ah sido radicalmente distinto en cuanto a las costumbres y tradiciones de nuestros ancestros. Casi todo culturalmente se nos fue extirpado de golpe, se nos impuso una religión monoteísta, inquisidora bajo las leyes divinas de la Corona Española en una incesante búsqueda de oro. Todo comenzó a oscurecerse… nuestro sol ya no brillaba como antes, ahora brillaba el oro, pero bañado en sangre. Matando y persiguiendo a nuestras curanderas, brujas y parteras. Por no respetar su cultura de quirófano. Y como si fuera poco nos dejaron horribles enfermedades que disminuyeron la población indígena casi en su totalidad. Por suerte en distintos lugares de Sud América, como al sur de Chile, Bolivia, Perú, Ecuador, Colombia, por nombrar algunos países… ciertas comunidades siguen resistiendo con sus tradiciones, siguen con sus partos naturales y alejados de toda la industria farmacéutica y medica occidental.

Sin embargo; la sistematización, la esclavitud, la división, la categorización, la segmentación, solo buscan una sola cosa, dividir el trabajo y ¿para que? para poder manipular, controlar y poder generar valores, valores con los cuales se consuma el poder, poder con el cual se gobierna, se impone y se aliena a la gente. Esto lo saben los gobiernos coludidos con la ciencia, ésta a la vez coludida con las grandes industrias farmacéuticas, los médicos coludidos con las farmacias, la químico farmacéutica coludida con su jefe y los siquiatras infantiles coludidos con las farmacias, quienes a pesar de las contraindicaciones siguen recetando Ritalín (psicoestimulante), entre otras aberraciones a los niños del tercer mundo.

Así la lista podría seguir, pero el capitalismo es cruel y solo quiere enriquecerse a costa de todo, a costa de patentar miles de plantas nativas en la selva del Amazonas, para transformarlas en polvo blanco y venderlas en frascos herméticos, a precios descarados gracias a los descubrimientos de la “ciencia”, cuando sabemos que lo único que hacen es venir a robar el conocimiento ancestral a nuestra gente y patentarles bajo millonarias sumas de dinero y así volver ilegal el cultivo y manejo de semillas en los lugares nativos de las mismas. Como es el caso del ayahuasca, murtilla, boldo, quillay, quimoa, entre tantas plantas que ya están patentadas por extrangeros del primer mundo, para su exclusividad.

El poder divide y corrompe, no sigamos su sucio juego, no sigamos la línea de su verdad y menos su moral, todo lo que nos gobierna nos daña. No nos dejemos engañar, nuestros cuerpos son nuestra principal trinchera de lucha para combatir el capital y todos sus secuaces…

No dejemos que nuestrxs hijos sean vacunados con mercurio desde el nacimiento, no dejemos que vengan al mundo a través de una cesárea (innecesarea) anti natural, traumante y dolorosa. No, nos intoxiquemos con pastillas innecesarias que solo curan un momento para volver ese pequeño mal estar en una enfermedad grave, que puede llevarnos a contraer cáncer, diabetes, stress, hipertensión, autismo en los niños, etc. y sobre todo dependencia de los costosos medicamentos. No creamos que las hormonas articifiales hacen bien, al contaro atrofian el útero, lo dañan tenazmente y provocan cáncer. No creas que dejar de servirle al capital es tan extremo, solo tienes que dar el primer paso cuestionándolo.

Anuncios

2 comentarios en “Medicina occidental: La industria del terror

  1. No se como te llamas ni quien eres , pero me parece por lo que comentas que hemos estado en alguna parte de nuestras vidas hablando de esto sentadas no se bien donde , pero me alegra muchísimo haber encontrado este blog y más aún que compartas conocimientos tan necesarios no solo para mujeres si no para todos en general. Muchas bendiciones

    ATTE Daniela C.

  2. Pabla, actualmente tomo pildoras anticonceptivas, solo por que quiero estar segura de que no habra posibilidad de quedar embarazada. Tengo dos hijos y para mi esta bien. Me interesa mucho poder tener información sobre metodos ciclicos y naturales, que sean seguros, de no-concepción, para poder tener una vida sexual tranquila, sin sobresaltos por posibles embarazos y sin la necesidad de estar envenenándome con hormonas artificiales. Te agradecería muchísimo que pudieras poblicar algo, o me orientaras para ponerme en contacto con el Talller Mi Luna. Vivo en Iquique, por eso no he podido ir a tus talleres! Gracias!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s